La falta de una identidad común europea, la razón de las crisis políticas de la UE

La falta de una identidad común europea, la razón de las crisis políticas de la UE

Manuel Castells, sociólogo y doctor “honoris causa” por 22 universidades, analiza la situación política actual de la Unión Europea (UE) y las crisis a las que se enfrenta el proyecto de construcción europeo.

“Si no hay una identidad europea común en los momentos de crisis, se rompe la solidaridad común”. Esta es una de las principales ideas que el profesor Castells, catedrático en Sociología y doctor honorífico en más de una veintena de universidades, defiende en relación al contexto político que la Unión Europea (UE) ha vivido y vive en la actualidad.

Este análisis que hace el Dr. Manuel Castells es el resultado de las investigaciones que durante largos años de carrera ha llevado a cabo con otros estudiosos y que quedan recogidas en la obra Las crisis de Europa.

En la misma, se apunta a los problemas que han roto el equilibrio europeo, entre los que se destacan la crisis económica o la crisis de refugiados de 2015. Castells cree que todas ellas son resultado de la manera en que se llevó a cabo el proceso de construcción europeo.

En cuanto a la primera cuestión, el sociólogo señala que las políticas de austeridad exigidas por las potencias del norte del continente a los países del sur durante la crisis que comenzó en 2008 rompieron la solidaridad común de las naciones europeas.

En ese sentido, indica que “en Europa del sur hubiese sido necesario lo contrario, un estímulo a la demanda a partir de inversión pública. El euro obligaba a la integración institucional, pero las condiciones de esa integración eran diferentes para cada país y no se llegó a acuerdos, sino a una imposición a los países del sur”.

Sobre la crisis de los refugiados de 2015, Castells opina que “es el resultado de intervenciones geopolíticas en Oriente Medio sin consenso europeo” y añade que “nunca hubo un acuerdo sobre la política exterior y de paz”.

Además, el catedrático ve los acontecimientos de los Chalecos Amarillos y el Brexit como claros ejemplos de las crisis políticas que vive la UE en estas últimas semanas. Para él, estas cuestiones están relacionadas pues “las protestas de los Chalecos Amarillos se dan en las regiones con menores posibilidades de crecimiento y sus características coinciden con las zonas en la que también triunfó el Brexit y Trump”.

En definitiva, parece que un principio de identidad común europea y políticas concretas que potencien la Unión en vez de destruirla son claves para el futuro de un proyecto unificador que, según Castells, es el único que puede competir con Estados Unidos y Rusia.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies